enero 07, 2010

UFC por televisión.

No soy una persona violenta pero me entretienen mucho algunos espectáculos que pudieran ser considerados como violentos. La lucha libre es un show que involucra diferentes disciplinas pero que lamentablemente ha ido convirtiéndose en un auténtico circo donde el drama telenovelesco inventado alrededor del espectáculo deportivo ha alcanzado niveles ridículos que no permiten que sea un deporte/espectáculo tan entretenido como solía serlo; el boxeo está desde hace años en manos de mafias cuyos intereses poco o nada tienen que ver con la competencia deportiva y es constante el encontrarse con comentarios de peleas arregladas o de toda clase de trampas y artimañas utilizadas por los peleadores y sus entrenadores. El resultado de todo esto es que el único refugio para un aficionado a las peleas sean las Artes Marciales Mixtas (MMA por sus siglas en inglés).

De entre los diferentes organismos dedicados a las MMA, creo que UFC (Ultimate Fighting Championship) es el más conocido y popular. Su dueño y presidente, Dana White, siempre se ha preocupado por ofrecer funciones en que participen los mejores peleadores del mundo, algunos firmados en exclusiva con su empresa, y otros con acuerdos para algún evento en particular. UFC ofrece al menos un evento estelar al mes, denominándolos simplemente por el número de edición y transmitiéndolos en modalidad PPV o Pago por Evento. De ese modo, el pasado 2 de enero se llevó a cabo el UFC 108 en tanto que el próximo 6 de febrero se realizará el UFC 109. Hace varios meses Televisa anunció la firma de un acuerdo para transmitir en México estos eventos de manera gratuita, aunque en televisión abierta lo hace de manera diferida. El canal de TV de paga TDN (Televisa Deportes Network) también realiza la transmisión, y creo que ahí si se da en vivo.El sábado pasado pude ver el mencionado UFC 108 y debo decir que resultó un digno espectáculo, aunque me gustaría externar mi queja ante la mala elección de comentaristas.

Televisa empezó sus transmisiones en la UFC 100 y desde entonces ha rolado a varios comentaristas como narradores en estos eventos, aunque por lo que se puede deducir de los últimos tres eventos parecen haber decidido ya un equipo definitivo que resulta de pena ajena: Guillermo Schutz y Claudio Rodríguez. El primero de ellos sirve como achichincle multiusos y "comic relief" en las transmisiones dominicales de NFL en tanto que el segundo parece haber sido fruto de una cacería de "talentos" en el insufrible canal de videos Telehit. Me parece increíble que una empresa tan grande y con tantos recursos como Televisa no pueda conseguir mejores comentaristas, pues estos dos no saben siquiera expresarse correctamente, obligando al espectador a digerir frases como "una hondonada de golpes" o "lo golpeó... totalmente". El único que se salva en estas transmisiones es Mario Delgado Dávila, un artemarcialista mexicano reconocido internacionalmente y único cinta negra de Jiu Jitsu brasileño en nuestro país, quien hace un buen papel como analista durante los combates.

Ni siquiera habría que buscar demasiado lejos para hallar buenos comentaristas, pues las transmisiones del programa Guerreros del UFC, que solía aparecer en las pantallas de Fox Sports pero desde hace unos meses forma parte de la programación sabatina de TDN, dejan en claro que Troy Santiago y Victor Dávila pueden narrar esta clase de combates de una manera clara, entretenida y, sobre todo, libre de estupideces. Ojalá alguien se de cuenta pronto de que mantener a Schutz y Rodríguez como titulares en los eventos de UFC no le hace ningún bien a la promoción de las MMA en nuestro país y que lo único que consiguen es bajar el nivel de calidad de estas transmisiones. Y si no piensan quitarlos, al menos debieran activar la modalidad SAP para permitir al espectador ahorrarse la asquerosa diarrea verbal de este par de idiotas. He dicho.
google-site-verification: google16104568f5df7b5d.html