enero 11, 2007

NFL: Ganaron los locales

En los juegos del pasado fin de semana sucedió algo que no ocurría desde el 2000, pues ganaron los cuatro equipos que jugaron en su propio estadio.

En la Conferencia Americana avanzaron los Potros de Indianápolis y los Patriotas de Nueva Inglaterra, en tanto que en la Conferencia Nacional calificaron a la ronda Divisional los Halcones Marinos de Seattle y las Águilas de Filadelfia.


Los Potros, pese a la mala actuación de su ofensiva (Peyton Manning incluído), lograron derrotar a los Jefes por marcador de 23-8. Los Patriotas demostraron una vez más ser uno de los equipos con mejor ejecución en los juegos de post-temporada y vencieron 37-16 a los Jets. Las Águlas y los Gigantes mostraron no estar en su mejor forma y tras cerrado encuentro las Águilas ganaron 23-20, en tanto que los Halcones Marinos aprovecharon una serie de errores de los Vaqueros para imponerse 21-20.

Y ya que estamos con los Vaqueros, quiero aprovechar para dejar constancia por escrito de algo que he repetido a mis amigos muchas veces: Los Vaqueros de Dallas son el equivalente de la NFL a las Águilas del América del futbol mexicano. Me explico:


  • Los Vaqueros son "El equipo de América".
  • Ambos equipos son increíblemente populares. Y por increíblemente me refiero a que nadie encuentra una razón para ello.
  • Ambos equipos tienen una presencia mediática superior a la de cualquier otra escuadra en su respectiva liga.
  • En ambas organizaciones persiste la idea de que el dinero puede suplir al talento y la capacidad.
  • Ambos equipos se ven beneficiados por las decisiones arbitrales sin importar si es accidental o si existe dolo de por medio.
  • En ambos existe un dueño o presidente notorio por su actitud prepotente y su poca pericia para tomar decisiones adecuadas, al menos en el ámbito deportivo. (Jerry Jones en los Vaqueros y el presidente de turno en el América -Pérez Teuffer, Azcárraga, Cañedo, etc.)
  • Ambos cuentan con un director técnico o entrenador en jefe que vive de sus glorias pasadas (Bill Parcells - Manuel Lapuente) pero tiene un grupo de entrenadores asistentes o director técnico oficial que puede asumir la culpa de sus errores.
  • La principal estrella de cada equipo es más famosa por su teatral acercamiento a la vida y por los escándalos fuera del terreno de juego, y aún cuando ambos son atletas probados de gran capacidad tienden a preferir ejercitar los músculos de la boca y se caracterizan por ser demasiado habladores (Terrell Owens - Cuauhtémoc Blanco.)
  • También los dos tienen una notoria "futura superestrella", cuya capacidad se ha visto rebasada por el trabajo de relaciones públicas y posicionamiento mediático y cuyos errores, normalmente minimizados, le han costado más de una victoria a sus equipos (Tony Romo - Francisco Guillermo "Paco Memo" Ochoa.)
Y ya que mencionamos al quarterback de los Vaqueros de Dallas, no puedo dejar de agradecerle el que homenajeara una de mis tiras cómicas favoritas el sábado pasado:

google-site-verification: google16104568f5df7b5d.html