abril 30, 2009

Punisher War Zone

Punisher es uno de los personajes más populares de Marvel Comics, habiendo llegado en algún momento a aparecer como protagonista hasta en tres títulos mensuales. Lamentablemente esa popularidad en la página impresa nunca ha podido traducirse adecuadamente a otros medios, como atestiguan los tres intentos de llevar al personaje al cine.

La primera vez fue en 1989 en una versión titulada simplemente The Punisher (conocida en México como Venganza es mi Nombre - sin comentarios) dirigida por Mark Goldblatt sobre un guión de Boaz Yakin. El papel protagónico fue interpretado por Dolph Lundgren y el único nombre familiar en el resto del elenco era el de Louis Gossett Jr. La historia era bastante simple y solo tenía un problema mayor (una mujer dirigiendo a la Yakuza, ultra-sexista mafia japonesa) y aún cuando Lundgren no es precisamente un buen actor hay que señalar que se veía bien en su papel. Lástima que se haya decidido omitir la icónica calavera en su pecho, lo cual pudo haber ayudado a darle mayor visibilidad a la película, aunque su principal problema fue no haber sido nunca exhibida en cines en los Estados Unidos debido a que la compañía productora se declaró en quiebra a las pocas semanas de completar la película.

El segundo intento se dio en el 2004 nuevamente con el título The Punisher (El Castigador), escrita y dirigida por Jonathan Heinsleigh, que hizo con ella su debut directorial (y aparente despedida, pues desde entonces no ha hecho nada fuera del mundo de los videojuegos). El papel principal fue a manos de Thomas Jane y contó con un popular elenco secundario: John Travolta, Laura Harring, Rebecca Romijn-Stamos, Ben Foster, Will Patton, Roy Schneider, Samanda Mathis y Kevin Nash. Se busco darle un tono reminiscente de los viejos westerns y en términos generales se logró el efecto deseado, pero el tono de la historia y el manejo de la ideología del personaje son demasiado inconsistentes y la película recibió críticas encontradas.

Finalmente, luego de que Marvel Studios recuperase los derechos del personaje decidieron buscar una dirección diferente para el personaje y para ello contrataron los servicios de Lexi Alexander, ex-campeona mundial de karate y directora de la violenta pero fascinante Green Street Hooligans. ¿Puede una mujer llevar de vuelta al Punisher a sus raíces? Aparentemente si. El papel de Frank Castle es encarnado en esta ocasión por Ray Stevenson, una de las estrellas del drama histórico de HBO Rome, a quien se rodeó de un elenco secundario medianamente conocido: Dominic West, Wayne Knight (quien sorprende al no convertirse en el comic relief de la película), y Julie Benz.

No hay mucho que contar en lo que se refiere a la historia. El origen del personaje, contado ya en las dos versiones anteriores, es dejado de lado fuera de una rápida mención. Frank Castle es un veterano de guerra que trabajaba como instructor de fuerzas especiales. Su familia fue asesinada en un parque mientras estaban de pic-nic y fueron víctimas colaterales de una ejecución de la mafia. Desde entonces Castle, en la identidad del Punisher, se dedica a cazar toda clase de criminales sin preocuparse por ponerlos a disposición del sistema de justicia. Simple, directo y al grano.

Punisher War Zone empieza con Castle eliminando a una familia de la mafia en una espectacular escena en un lujoso comedor. Después se lanza a cazar a los ausentes de la cena y en el proceso mata también a un agente del FBI que trabajaba encubierto. Ese descubrimiento, aunado al hecho de que el agente dejó atrás una viuda y una pequeña hija, provocan que Castle decida que es hora de parar. Sin embargo, uno de los mafiosos sobrevivientes, a quien Castle desfiguró el rostro, decide ir tras la familia del agente muerto, forzando a Castle a convertirse en su protector.

La película no es perfecta. De hecho, dista mucho de serlo. El estudio apoyó a Alexander para buscar la clasificación R (equivalente a C en México), aún a pesar de que ello significaba renunciar a la audiencia adolescente, quienes forman buena parte de la fanaticada del personaje. Como resultado, Punisher War Zone es una película mucho más violenta que cualquiera de las dos versiones anteriores, lo que no necesariamente quiere decir que sea una película más seria y/o adulta. Ray Stevenson es quizás el mejor Frank Castle que hemos visto en pantalla, pero la inclusión de un elemento medianamente cómico en la segunda mitad de la película y el llevar a los villanos principales un poco más allá del tono realista de la película afectan el resultado final.

Si son fans del personaje sin duda la película será de su agrado y estarán de acuerdo conmigo es que se trata del mejor Punisher que hemos visto fuera del comic. Si les gustan las películas de acción donde la trama y el desarrollo de personajes sean totalmente secundarios y casi irrelevantes, Punisher War Zone es garantía de 90 minutos de entretenimiento escapista. Por otro lado, si esperaban una historia profunda llena de personajes creíbles y bien desarrollados, ¿Por qué eligieron ver Punisher War Zone?

La película no se estrenó en México debido a la tibia recepción de taquilla que tuvo en Estados Unidos, donde el DVD apareció hace unas semanas. Seguramente en los próximos meses aparecerá en nuestro país la edición local del mismo. Por cierto, como dato curioso, el personaje es exactamente de mi edad, pues apareció por primera vez en el número 129 de Amazing Spider-Man, comic que tiene como fecha de portada febrero de 1974.
google-site-verification: google16104568f5df7b5d.html